lunes, 10 de noviembre de 2008

Nadie los quiere

La historia periodística de los menores inmigrantes enviados a Galicia desde una institución vasca está suficientemente resumida en el segundo párrafo de esta información.
No está clara la responsabilidad de semejante irresponsabilidad, que el Gobierno vasco no reconoce. Irónica y simplemente, si nos atenemos a lo que se infiere de las declaraciones oficiales, podemos concluir que hay en el centro de menores de Vitoria, del que proceden los muchachos, un funcionario sobrado de dinero que, por compasión, saca a los chicos del hacinamiento en que viven y los envía donde supone que hay espacio para acogerlos. Es lo que se llama sacarse el muerto de encima. El sentido común nos dice, sin embargo, que las cosas no se han hecho así.
Se pueden hacer muchas lecturas de este hecho. Personalmente, me preocupa más el punto de vista social. En este sentido, ¿cómo es posible que aquí, donde hemos firmado todas las declaraciones universales del mundo, se trate a los menores de este modo?, ¿cómo es posible que en las sociedades democráticas, cuyas constituciones garantizan y velan por la protección de los menores, se trate a los niños como los tratan en las sociedades rituales, aquellas donde el comercio de personas es parte de la cultura y vital para la subsistencia?
En sus declaraciones, algunos chicos afirman que los envían de un lado a otro, que nadie los quiere. ¿No se les estará empujando a la delincuencia y a la prostitución?
Aviso a navegantes estúpidos: no digo que las autoridades vascas u otras obliguen a nadie o fomenten entre alguien la delincuencia y la prostitución. Digo que, en este asunto, la irresponsabilidad de los responsables institucionales, vascos o no, obliga a los niños, inmigrantes o no, a buscarse la vida.
Más aún: ¿si a un adulto le cuesta buscarse la vida en tierra propia, qué no le costará a un menor en tierra extraña?
Si yo fuese niño y estuviese en el lugar de esos chavales, ¿dónde me la ganaría mejor? ¿En el desierto del Sáhara?

Foto: Imagen del Sáhara, tierra de Jauja para delincuentes

11 comentarios:

Francisco O. Campillo dijo...

Las declaraciones de principios, no valen ni para limpiarse el c.
¡Tienen un papel tan duro!
Una vez más, estamos de acuerdo, y... ya suman unas cuantas.

P.S. Tal vez no lo puedas creer, pero cuando he entrado en tu blog y he visto la foto, me he dicho a mi mismo ¡Ostras! el Sáhara; aunque jamás he estado en el sitio de la imagen ;-)

emma dijo...

Totalmente de acuerdo. Hace dos dias hablaba de lo mismo.
Y son menores de edad,pero a nadie le importa.

JLuis dijo...

Si realmente se les pagó el billete y se les dio pasaporte, el asunto no tiene nombre.

Abundar en el desarraigo, romper los pocos lazos establecidos, generar una dinámica de continua readaptacion a nuevos entornos, limitar las posibilidades formativas (por falta de tiempo) a que tienen derecho al estar tutelados, etc, etc...

Queda esperar en que queda la investigación de marras, pero desde ya: Madrazo no dice la verdad al decir que "siempre ha existido movilidad". No en el caso de los menores.

Lo dicho... no tiene nombre.

Un abrzote

agnóstico apático dijo...

No sé qué dicen las detalles al respecto pero me parece verdaderamente aberrante. Y más que lo haga EB. Manda huevos...

agnóstico apático dijo...

donde he puesto detalles quería decir leyes... Saludos

Martín Bolívar dijo...

Un tema peliagudo que descubre La Voz de Galicia. En primer término, es preocupante la situación de los menores inmigrantes, muy preocupante y es lamentable que las administraciones, los políticos, no encuentren una solución. En segundo lugar, destacar la calidad informativa de La Voz de Galicia. Finalmente, destacar la sensibilidad de los gallegos, en general, por los asuntos relacionados con la inmigración. Merece destacar esta cualidad poco frecuente en nuestros días.

Félix Soria dijo...

Un detalle más: Nadie los quiere y prácticamente nadie mueve un dedo para poner coto a la ignominia y exigir responsabilidades. De hecho, este asunto ni siquiera se comenta en los bares ni en los hogares, la lesión de Nadal es muchísimo más importante... En la Administración ocurren las cosas que ocurren porque la sociedad está (ha sido) embrutecida, y viceversa.

Guillermo Pardo dijo...

Las declaraciones de principios se usan para lo que dice Francisco. De acuerdo. También con el resto de vuestras opiniones, que agradezco.
Saludos.

Manuel Ortiz dijo...

Pues fíjate que Madrazo es de Izquierda Unida, nada menos.

No conocía esta historia, pero la verdad es que resulta asquerosa la facilidad que tiene esta gente para, como bien dices, "quitarse el muerto de encima".

Aldabra dijo...

No conozco el tema porque llevo bastantes días desconectada de las noticias, sólo me he enterado de algunas importantes: dígase por ejemplo, soldados muertos...

Respecto a los niños, pasa lo que dice el refrán "la cuerda siempre rompe por lo más débil" ¿Y qué hay más desprotegido que un niño?

bicos,

entrenomadas dijo...

Terrible. Recuerdo haber escuchado alguna historia en la Parroquia De San Carlos Borromeo, Vallecas, de niñ@s que me dejaron tocada.