martes, 26 de febrero de 2008

Debate con la luna

Después de haber visto la madre de todos los debates, tengo claro que el gato de la fotografía fue más inteligente al ponerse la antena por sentadera.
Prefirió el fresco tú a tú con la luna antes que el cálido tedio del sofá y el visceral olor a pseudopolítica que nos endilgaron los protagonistas de un espectáculo bastante menos hermoso que ese nocturno contemplado con ronroneo minino.
Aire fresco frente al viciado de una atmósfera catódica con reminiscencias de otra clase de estrellas.

Foto tomada de Mini Cíes Blog

9 comentarios:

Julio Torres dijo...

Para que logo digan que os animais non teñen cerebro. Que enganados nos teñen: pensan máis que os humanos e moito máis que os políticos....(e seguindo esta inferencia filosófica: ¿serán humanos os políticos? jajaja)

P.D.: Electrocutouse menos o ghato na antena que os televidentes diante do televisor....

Desesperada dijo...

qué sabio el gatito! bicos!

Martín Bolívar dijo...

Muy bueno lo suyo, otra vez, estimado compañero. Los políticos presentan sus propias propuestas sin escuchar a las voces de la calle, a los maullidos del gatito frente a la luna. Una metáfora incomparable.

June Fernández dijo...

Yo me negué a ver el debate, y leyendo el periódico veo que no me perdí nada, acaso alguna carcajada con la niña de Rajoy. Así que me identifico más con el gato.

Jluis dijo...

Quién hubiera tenido el felino instinto de subir al tejado. En fin. Yo caí en la trampa y me comí el espectáculo circense - pelea de gallos del debate.

Un abrzo

Francisco O. Campillo dijo...

Los gatos son unos animales sorprendentes. Jamás renuncian a su independencia.

fernando dijo...

pues quien vio el debate jaja, sólo dicen que 13 millones de personas mmm, pero entero, no creo jaja

un saludo

entrenomadas dijo...

Disculpa,
pero ese gato es mío. O al menos primo de los de casa, porque los míos se fueron a tomar el fresco, más o menos lo mismo que yo les desee a los candidatos.
Sí, los gatos son muy listos.

Bicos

Guillermo Pardo dijo...

Seamos sinceros: el próximo lunes volveremos a ver el segundo debate. ¿A que sí? Es lógico. Nos afecta, forma parte de nuestra actualidad y sentimos curiosidad por saber qué ocurrirá. Buenos días y buena suerte.