miércoles, 5 de noviembre de 2008

Ni malabaristas ni iluminados

Ojalá que la victoria de Obama sirva para cambiar muchas cosas.
Especialmente, el concepto de juego que los grandes líderes aplican sobre el gran escenario del mundo.
No necesitamos malabaristas ni iluminados, sino personas que nos sepan guiar.

4 comentarios:

Jluis dijo...

Son muchas las cosas a cambiar.

Quizá lo que se necesita es alguien capaz de saber guiar al resto de líderes. Que se atreva a hacer del cambio una realidad.

Muchas veces los grandes cambios vienen tras grandes "crisis" (no necesariamente económicas)... No nos podríamos ahorrar ésta.

Un abrzote.

Eifonso Lagares dijo...

El mundo tiene esperanza en este líder, espero que pueda soportar las enormes presiones que va a tener y no nos defraude. Es una oportunidad casi única en la historia de la economía para cambiar a un sistema más justo para todos.

Un saludo

Félix Soria dijo...

¿Quiénes han sufragado la imponente y onerosa campaña electoral de Obama?
He aquí las aportaciones más sustanciosas:
http://www.opensecrets.org/pres08/contrib.php?cycle=2008&cid=N00009638
Un abrazo.

Guillermo Pardo dijo...

Coincido contigo, José Luis, en que las grandes crisis preceden a los grandes cambios. Ojalá sea así.
Me temo que todos los líderes defraudan, Eifonso. Son humanos.
Félix: agradezco el enlace a esos datos. Esperables, por otra parte.
Agradecimiento y abrazos para todos.