viernes, 30 de noviembre de 2007

El engaño como posible solución

Los 103 niños chadianos que una organización francesa pretendía sacar del país africano (¿nos acordamos?) siguen sin poder reunirse con sus familias, más de un mes después de que aquel suceso llegase a la opinión pública.
Primero fue el presidente Sarkozy quien se presentó en la República del Chad para dejar claro que allí quien manda es él, y luego el Gobierno de España logró la liberación del resto de los españoles retenidos.
A estas alturas de tan dramática película los 82 niños y 21 niñas, de entre seis meses y diez años de edad, siguen en el limbo y sin padres, cuya identificación se está tramitando, al parecer, mediante el trabajo de nueve funcionarios de Unicef que entrevistan a los supuestos familiares para determinar las filiaciones con precisión.
Sé que lo que voy a decir puede sonar fuerte e inconveniente, pero no puedo dejar de pensar que el supuesto engaño por el que se produjo ese hecho calificado como rapto quizá habría sido, de cuajar, el menor de los males para estos pequeños parias.
Y quizá también la solución a sus desdichas presentes y futuras.

13 comentarios:

Jluis dijo...

No lo tengo claro, Guillermo.

No dudo de que la situación de los menores que viven en Chad, o en buena parte de Africa, es dramática. Pero creo que mercantilizar a la infancia, que en el fondo parece que es de lo que se trataba, no es solución.

En el futuro se añadirían más hipotecas al futuro de la infancia africana.

Pero estoy de acuerdo con el grueso de tu entrada y, en concreto, creo que la situación de los llamados "niños soldado" debería ser una de las heridas mas sangrantes de la conciencia de la sociedad mundial.

Un saludo

John dijo...

Estoy de acuerdo en que hubiera sido el menor de sus males, pero no deja de ser tráfico de seres humanos.

Saludos

Félix Soria dijo...

Lo único realmente cierto es que no sabemos nada de nada de nada sobre cómo l'Arche de Zoé logró "reclutar" a esos 103 niños.
Ya hay evidencias de varios parientes conforme hubo padres a los que se informó de que "cedieran" a sus hijos para ser escolarizados en Yamena (la capital del Chad).
Lo cierto es que "disculpando" un mal con otro supuestamente menor damos luz verde --siquiera teóricamente-- a que el tráfico de seres humanos sea "humanamente" disculpable.
A fecha de hoy, es peligroso extraer conclusiones. Hay información variada y prolija en numerosas ePáginas francesas, en las que prácticamente nadie defiende o justifica a L'Arche de Zoé.
La única conclusión inequívoca es que esos niños fueron "reclutados" de forma torticera e ilegal.
Puede que ésos, y seguro que cientos de miles de niños africanos, asiáticos y suramericanos estén condenados a morir o a vivir poco más de 20, 30 o 40 años, pero la "caridad" de Occidente NO ES LA SOLUCIÓN, con caridad sólo se salvan 103... O 10.000... Pero la bauxita para elaborar alumninio en Occidente --por poner un ejemplo-- la seguimos comprando a precios propios de un sistema esclavista.
Hay zapatillas de deportes a buen precio porque hay niños paquistaníes que las confeccionan a cambio de medio dólar diario por jornadas de 12 horas... ¿Vamos a invadir Pakistán paa liberar a los 103 niños de una fábrica de Lahore?
Los 103 niños de Chad fueron "secuestrados" y, suponiendo que el futuro que les pudiera dar L'Arche de Zoé fuera el menos malo, la solución NO ES ESA. PARA NADA.
Es lógico que nos apiademos de situaciones personales, pero esa piedad sólo sirve para paliar las aberraciones económicas y políticas a las que Occidente somete a los países pobres. ES INDIGNO, Y ME AVERGÜENZO POR ELLO, QUE EN OCCIDENTE SIGAMOS RESTAÑANDO NUESTRAS LLAGAS ÉTICAS HACIENDO CARIDAD.
A la caridad que renta beneficios hay que contraponer la decencia y reconocer que "somos" unos explotadores.

Desesperada dijo...

Yo lo tengo clarísimo, aunque fuese el menor de sus males, no puede justificarse la actuación de la ONG. Como dicen el resto de los comentaristas, se corre el riesgo de mercantilizar las adopciones hasta convertirlas en una compra-venta pura y dura.

Jc dijo...

Amigo Guillermo:

Es la primera vez que accedo a tu blog y me ha sorprendido mucho esta primera entrada que he leído. ¿De verdad lo crees así? Con ese mismo argumento podríamos justificar las barbaridades que se hicieron en Argentina durante la dictadura. ¿O no es cierto que aquellos niños vivieron mejor con los tiranos que los secuestraron de lo que hubieran vivido una vez asesinados sus padres?

Makiavelo dijo...

Tenía entendido que España se iba a encargar de la tutela de esos niños. ¿...?


Saludos.

entrenomadas dijo...

No, yo no confundir la pobreza de esa parte del mundo con un aquí vengo yo y lo soluciono todo.
Es cierto lo que dices de que es lamentable, yo diría imperdonable,que aún no hayan encontrado a sus familias algunos de esos niños, pero es que eso no es culpa de sus padres, sí de un régimen caótico y perdido, sí de una ONG y de la soberbia que la mueva, sí de la injusticia, de la guerra, de tantas cosas. Pero nadie tiene derecho a llevarse a sus hijos con engaños, con tanto dolor. Eso es abrir la veda de cosas terribles y que sin ningún control puede tener consecuencias fatales.


Besos,

Alicia dijo...

Hola Guillermo,
entiendo tu postura, pero es q no puedo compartirla.
Era un tráfico ilegal, es un tráfico ilegal y vergonzoso (recuerdas que maquillaban hasta sus cuerpos como heridas de guerra??)Estos impresentables se iban a forrar a cambio de este mercado hacia el mundo rico.Amén de enmierdar a otras ongs y personas que trabajan y se juegan la vida en países q están en conflicto.
Ojalá todo se solucione por el bien de esos niños, y que otros organismos agilicen el proceso.
Un abrazo,
Lápices para la paz.

FERNANDO SANCHEZ POSTIGO dijo...

en este caso, me pierdo. NO conozco la situación de tal modo para decir que sería lo mejor para estos niños. Un abrazo.

Guillermo Pardo dijo...

Ya lo dije en el último párrafo del post: "Sé que lo que voy a decir puede sonar fuerte e inconveniente", tan fuerte como me sonó a mí cuando lo escuché, hace unos días, en una conversación acerca de los niños empleados como esclavos sexuales y guerreros en algunos países. Alguien, sin demasiada convicción, dejó caer lo del "engaño como posible solución", que además me pareció provocador porque, a mayores, a partir de ahí el debate se encendió. A mí me pareció interesante colarlo en un post, pero hablando de los, también a mi parecer, olvidados niños del fracasado intento de rapto en el Chad. El resto lo habéis aportado vosotros con vuestras opiniones, a las que me sumo.
Gracias y abrazos para todos.
Bienvenido, JC.

Guillermo Pardo dijo...

Por cierto JC, he buscado tu blog a través de Google y no lo encuentro. Quiero conocerlo.

Martín Bolívar dijo...

Totalmente de acuerdo, has hilvanado a la perfección y mejorado al máximo, una idea que me venía dando vueltas por la cabeza. Saludos.

Waiting for Godot dijo...

Es así. Besos.