miércoles, 3 de junio de 2009

Cuestión de estatus

Las paquistaníes embarazadas amamantan a sus hijos con leche artificial porque creen que las acerca al estatus occidental.
Los chinos están encantados en España porque pueden alimentarse con cítricos a precios razonables, puesto que en su país son alimento para ricos. Sienten que de ese modo aquí elevan su estatus social.
Asiáticos, africanos y sudamericanos son asiduos de las hamburgueserías porque en sus culturas comer en ellas significa que no se está en casa comiendo arroz. Y eso también eleva su estatus social.
No resulta difícil entender, entonces, que quieran emigrar.

2 comentarios:

Francisco O. Campillo dijo...

¡Qué le vamos a hacer!

Aldabra dijo...

la vida siempre son contradicciones.

biquiños,

http://www.youtube.com/watch?v=R2i_-F8JftE